Inicio > Sin categoría > Mediación familiar gratuita en las Islas Baleares

Mediación familiar gratuita en las Islas Baleares

Miércoles, 8 de Enero de 2014

La Consejería de Familia y Servicios Sociales ofrece, desde este mes de enero y por primera vez, el servicio de mediación familiar en todas las islas gratuitamente. La mediación familiar es un proceso voluntario para resolver conflictos entre los miembros de una misma familia que evita, así, los tribunales. Éstos solicitan la ayuda del mediador o mediadora, que actúa con confidencialidad e imparcialidad.

MÉDIATION FAMILIALE GRATUITE DANS LES ÎLES BALEARES (ESPAGNE). Le Gouvernement de les îles Baleares (Espagne) offre, depuis ce janvier et pour la première fois, le service de médiation familiale dans toutes les îles gratuitement. La médiation familiale est un processus volontaire pour résoudre des conflits entre les membres de la même famille qui évite, ainsi, les tribunaux. Ceux-ci sollicitent l’aide du médiateur ou médiatrice qui agit avec confidentialité et impartialité [Le texte continue en espagnol].

- – - – -

Así, la Dirección General de Familia y Menores dispondrá de un bolsín de mediadores familiares, todos ellos inscritos en el Registro de Mediación Familiar y con una formación acreditada, tal y como regula la normativa, de manera que se garantice un ejercicio profesional de calidad (similar al sistema de abogados de oficio). El pasado 26 de diciembre se publicó en el BOIB el decreto que regula las condiciones que tienen que cumplir las personas que quieran trabajar en el servicio público de mediación familiar de las Illes Balears.

Este servicio se dirige a los miembros de parejas o familias que se encuentran inmersos en una situación de conflicto susceptible de ser planteado judicialmente (procesos de separación o divorcio, desacuerdo sobre la atención a las personas mayores, a familiares enfermos o incapacitados, etc.) y que cumplen una serie de requisitos.

Los requisitos son no sufrir ninguna adicción grave, que no existan antecedentes de maltrato o abuso entre las partes implicadas, no padecer, ninguna de las personas implicadas, trastornos mentales activos e incapacitantes, o, en caso de procedimientos judiciales abiertos a causa del conflicto familiar, que las personas implicadas estén dispuestas a aplazarlos, a la espera de llegar a un acuerdo a través de la mediación.

La Dirección General de Familia y Menores, a través del Servicio de Mediación Familiar, valorará cada petición y designará el servicio o lo denegará en función del cumplimiento de los requisitos mencionados. La mediación consiste en un máximo de siete sesiones (aunque se darán las necesarias según cada caso), mediante las cuales se ayuda a los participantes a recuperar la comunicación con el otro miembro de la pareja o de la familia, se ofrece la posibilidad de llegar a acuerdos y evitar una imposición judicial, se ayuda a reducir el malestar psicológico que a veces generan estos conflictos, y puede evitar un procedimiento judicial de larga duración, así como las consecuencias emocionales y los costes económicos que genera.

Con esta medida, el Gobierno cumple los postulados de la Ley de mediación familiar, que insta la administración pública a impulsarla, a la vez que potencia un servicio importante del área de familia, dado que supondrá un ahorro para los integrantes de familias con este tipo de problemas, además de los beneficios personales ya mencionados que conlleva evitar las situaciones judiciales. En una gran parte de comunidades autónomas, la prestación de este servicio público se hace mediante copago en algunos casos y, en otros, no es un servicio ni público ni gratuito.

Fuente: Govern de les Illes Balears